Un liberal pasado por agua(8).- A la libertad.- Al pueblo.

caudillosalcolea

Entrada en Madrid de los caudillos de Alcolea (1868)

Continuamos compartiendo “Un liberal pasado por agua”, obra que escribió el gran poeta Manuel del Palacio durante su destierro en Puerto Rico.

Pueden leer el comienzo de Un liberal pasado por agua aquí.

Cómo siempre, los comentarios sobre este capítulo están extraídos de la magnífica tesis doctoral de Francisco Javier Voces Ergueta sobre la obra de Manuel del Palacio:

«Exaltación de la libertad es el soneto titulado “A la libertad”(Madrid, 1868), carente de elevación poética, pero que sí refleja intensidad emotiva, apreciándose gradación. Embellece el lenguaje con mayores aportes ornamentales, y evita prosaísmos. La alusión a Cádiz permite suponer que se compusiera entre el lapso de tiempo habido entre el alzamiento de Cádiz y el triunfo en la batalla de Alcolea. “Al pueblo” es un soneto doctrinario y paternalista en el que solicita al pueblo que no yerre, ya que acertó tras los acontecimientos del 68. Le insta a ser diligente y virtuoso al comenzar una nueva edad, y a no dejarse llevar por sus malas “pasiones”.»

Á LA LIBERTAD

Brotaste como Venus de la espuma

y el gaditano mar te dio su arrullo;

cual flor que abre á la aurora su capullo

así te vi nacer entre la bruma.

Águila excelsa de rizada pluma

ya el firmamento cruzas con orgullo

y de miles de labios el murmullo

tu gloria dice y tus milagros suma.

¿En vez de las encinas y las palmas

en nido oscuro que labró tu anhelo

tu dicha escondes y tus penas calmas?

¡Despierta, libertad, alza tu velo;

nido mejor te ofrecen nuestras almas

y has de subir con ellas hasta el cielo!

Madrid, 1868.

AL PUEBLO

Austríacos una vez, otra Borbones

amenguaron tu fama y tu riqueza,

quedando solo ya de tu grandeza

rotos escombros, viejas tradiciones.

Hoy que ves el dosel hecho jirones

y que una nueva edad para tí empieza,

no pongas dique al bien con tu pereza

ni al mal presten ayuda tus pasiones.

Calma, prudencia, abnegación, mesura,

sendas seguras son por donde al cabo

llegarás al Edén de la ventura:

Por noble y liberal hasta hoy te alabo,

no des mañana ciento en la herradura

ya que distes ayer una en el clavo.

Manuel del Palacio.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s